Saltar al contenido
Luz Divina

Hermosos e inspiradores salmos para tranquilizar los nervios

Salmos para tranquilizar los nervios

Como una composición poética para alabar a Dios, el Salmo es una súplica que empieza o termina con una oración, un hábito que todos deberíamos practicar.

Para aquellas personas que viven con ansiedad todos los días, debido a preocupaciones que las atormentan, la palabra de Dios es un excelente antídoto. Pueden leer versículos de la Biblia o también, buscar los salmos que les permitan tranquilizar los nervios.

El libro de los Salmos está dividido en tres categorías, debido a sus temas y géneros literarios:

  • Himnos: De alabanza a la grandeza y la bondad del Todopoderoso, lo cual está demostrado en su creación y el pueblo de Israel.
  • Salmos deprecatorios: Oraciones a Dios mientras se atraviesan momentos difíciles y se pide ayuda.
  • Salmos de acción de gracias: Por los beneficios y bendiciones, se agradece al Señor por su acción divina.

Existen otros salmos que probablemente no entran estas categorías, aunque todos pueden usarse en las oraciones individuales y en actos litúrgicos.

🙏Salmos para tranquilizar los nervios

oración para conseguir paz

Los escritores salmistas, tuvieron la capacidad de lamentar los males que aquejan a las personas con excelente detalle. Al afligirse ante la adversidad, recurrieron a quien mejor que nadie conoce el sufrimiento y tiene el control: Dios.

Muchos individuos padecen temores por la posibilidad de fracasar en cualquier ámbito de su vida. Son personas que están en constante búsqueda de la perfección, lo cual es motivo principal de sus angustias.

Creer siempre que algo puede salir mal, es una preocupación que los conduce a sentirse tensos y desconfiados de lo que son capaces de hacer.

Este tipo de personas viven con inseguridades, nerviosos, lo que ataca sus pensamientos y hace difíciles sus días. Se preguntan: ¿Lo estaré haciendo bien? ¿Qué ocurre si me equivoco? ¿Podré corregir mi error o estaré condenado a no tener más oportunidades?

Para todos ellos, nuestra recomendación de acercarse al Señor a través de la oración. Por ello, presentamos los siguientes salmos para tranquilizar los nervios:

Salmos para tranquilizar los nervios

Salmo 28

A ti llamaré por calma, oh Señor; no enmudezcas conmigo; que no suceda, callándote tu conmigo, que yo sea semejante a los que descienden al abismo; Escucha la voz de mis súplicas, me calma cuando levante mis manos a su oráculo sagrado; No me arrastre a los impíos y a los que practican la iniquidad, que hablan de paz a su prójimo, pero tienen mal en sus corazones; Bendito sea el Señor, porque él escuchó la voz de mis súplicas; El Señor es mi fuerza y mi escudo, el Señor es la fortaleza de su pueblo y la fuerza salvadora de su ungido; Salva tu pueblo y bendice tu herencia; cálmalos y exáltalos para siempre.”

Salmo 121

Levanta mis ojos para las colinas. ¿De dónde viene mi ayuda? Mi ayuda viene del Señor, quien hizo el cielo y la tierra. No lo hará, mueve tu pie; el quien te mantiene no dormirá. He aquí, el que guarda a Israel no dormirá.

El Señor es tu guardián; el señor es tu sombra en su mano derecha. El sol no te golpeará de día, ni la luna de noche. El Señor lo te guardará de todo mal; él lo hará, guarda tu vida. El Señor te guardará saliendo y entrando a partir de ahora y para siempre.

🙏Las angustias pueden descansar en el Señor

salmos para calmar la angustia

En la vida no podemos permitir que por querer conseguir metas personales, nos carguemos de sufrimiento provocado por la ansiedad. Muchas personas tienen un marcado enfoque materialista que solo genera temores, miedos y frustraciones.

Por ello, nuestro consejo de buscar a Dios y albergarlo en los corazones, dando mayor valor a la espiritualidad. Descubramos que podemos descansar las angustias en Dios y que lo negativo del perfeccionismo, puede ceder ante la eterna sabiduría de la palabra del Señor.

Nuestra invitación a entregar la ansiedad al Todopoderoso, para que él sane el sufrimiento con su verdad y amor, porque aunque pareciera que el mundo está en contra, Dios siempre concede la fortaleza para la salvación.

error: Content is protected !!